13.3.16

12.03.2016 Más agachadiza chica.

De regreso de ver el pato havelda y después de pajarear en diferentes parajes de la costa noroeste gaditana con observaciones destacables de:

• Al menos 3 águilas pescadoras en la salina de Los Portugueses y Los Albardones, una de ella con anilla azul de proyecto escocés a la espera de los datos de anillamiento.


• Milano real, milano negro, águila calzada en sus dos formas, aguilucho lagunero, buitre leonadoy cernícalos vulgares en el entorno del Monte Algaida de Sanlúcar.
• Archibbebe oscuro en los Albardones.

• Vencejos moros en el puerto deportivo-pesquero de Chipiona.

• Críalo europeo en el pinar de la Algaida de Sanlúcar.

• Hasta ocho gaviotas canas en el lago artificial de Costa Ballena.
• Y un buen número de otras especies como porrones y cucharas europeos, ánades frisos, zampullines cuellinegros, garzas, flamencos, espátulas, moritos, cigüeñuelas, avocetas, agujas colinegras, chorlitejos chicos, andarríos grande y chico, lavanderas boyeras, golondrinas comunes y dáuricas....


Recalamos en la laguna Juncosa de El Puerto de Santa María en el mejor momento de la luz vespertina para deleitarnos con la observación de hasta seis agachadizas chicas  Limnocryptes minimus.


Al contrario que la agachadiza común Gallinago gallinago se mostraba menos confiada y aunque abandonaba la seguridad de la vegetación a la más mínima señal de peligro enseguida buscaba la protección de juncos o tarajes.


Un placer disfrutarlas así de bien a pie del camino que recorre su perímetro estimándose una distancia de unos 80 metros al ave más cercana.

Probablemente la escasez de precipitaciones en el SW peninsular ha favorecido unas condiciones hídricas del humedal idóneas para esta especie y esperemos que, en breve, para otras como son las polluelas durante el prenupcial. Buena cobertura perilagunar y profundidad de agua suficiente para tener al alcance los nutrientes necesarios. Por contra la situación no perdurará mucho en el tiempo si no hubiera nuevas y copiosas precipitaciones lo que va en detrimento de contar con otras especies, sobre todo de anátidas.

Otra especie que se hizo esquiva al verla nada más llegar fue un andarríos bastardo Tringa glareola.

No hay comentarios: